¿Conoces las Críticas al Cristianismo? Descúbrelas aquí

Las Críticas al Cristianismo se han realizado desde iniciada ya la profesión e intencionalidad de propagación. Muchas son las diatribas que resultan hasta el mundo actual sobre esta doctrina, que enmudece a sus creyentes y empodera a quienes han desertado de sus filas.

Criticas al Cristianismo

¿Por qué se originan las críticas al cristianismo?

Considerando que las críticas al cristianismo se orientan sustancialmente ante las posturas realizadas desde el cristianismo originario y sus creencias, es de señalar que además de estos fundamentos, las enseñanzas por las cuales se ha caracterizado la religión así como también las actividades realizadas por quienes lideran y profesan esta llamada adoración e inclusive las actitudes tomadas ante distintas posturas, han sido razón para las condenas a su ideología y filosofía.

Durante los distintos aconteceres por los cuales la historia mundial ha sido protagonista, positiva o negativamente, la historia del cristianismo ha estado en el ojo del huracán. El origen del cristianismo, desde su mera concepción tras la existencia o no de Jesús, poniendo en duda las distintas hazañas relatadas por los hoy conocidos como apóstoles, así como las reseñan en la Biblia y quienes creen en que estos elementos han sido expuestos ante la crítica.

Entonces, dudando de su veracidad, todos y cada uno de los ya mencionados elementos entran en incertidumbre tras desconocerse el origen o procedencia de los mismos. Las escrituras, no exentas de estas consideraciones, han estado involucradas dentro de las críticas al cristianismo por desconocerse la veracidad de cada una de las expresiones reseñadas en la misma, o ha sido producto de modificaciones tras intereses capitales a lo largo de la historia.

Es así como también las interpretaciones de las escrituras motivaron a que las críticas al cristianismo se expandan a lo largo del tiempo histórico. Para ello, entendiendo que la ética de interpretación debe existir partiendo de sus líderes religiosos y de estos multiplicando la información hacia sus creyentes, las mismas han sido llevadas para sustentar comportamientos y formas de actuar de manera radical y violenta ante hechos que consideren antinatural.

Asimismo, estos radicalismos se orientan en relación a críticas del cristianismo que realiza ante posturas tales como otras religiones o figuras religiosas, el papel de la mujer y su protagonismo en la historia, el divorcio, los sacramentos obligatorios para ascender al reino de los cielos, el sexo e identidad del género, así como en la contemporaneidad muchísimas posturas aún siguen poniendo en duda que realmente el cristianismo profese amor, unión y paz.

Dentro de este orden de ideas, es imprescindible señalar que dentro de la misma religión existen críticas al cristianismo. Por lo que da entender que tras las distintas interpretaciones hacia las santas escrituras, de estas surgieron una serie de conflictos los cuales incidieron de manera inmediata a que surgieran otras posturas dentro del propio Cristianismo. De ello que religión y ciencia no sean compatible puesto que si no se observa no existe.

Las críticas al Cristianismo provienen entonces de agrupaciones religiosas, no religiosas y meramente científicas. Cabe destacar que muchos de los críticos en la ciencia tuvieron su participación directa en la religión, por lo que sus posturas se encuentran soportadas en las consideraciones, vivencias y participaciones directas. En donde además de las posturas, se hacía ver los intereses económicos, políticos y sociales con los que el Cristianismo se impuso.

Siendo así, el hecho ante las críticas al cristianismo delimiten un Dios que para algunos desertores de sus filas religiosas no está presente, no es si no desde finales de la Edad Media e inicios de la Edad Contemporánea con especial énfasis en el occidente del planeta que filósofos de la época reflexionaban sobre los daños e injurias realizadas por el modo de hacer llevar al cristianismo, entre los cuales se mencionan a René Descartes, Inmanuelle Kant, Baruch Spinoza y Friedrich Hegel.

Ahora bien, a partir de este planteamiento es válido mencionar que las críticas al cristianismo más radical a su fe se originan en su propio seno. Es que el mencionar que la libertad con la que se originó fue limitada, tal ejemplo en periodos de esclavitud, cortando las esperanzas de vida, es allí donde el sentido crítico y reflexivo se conjugan, pues es incomprensible que el amor de una religión se visualice en grandes sistemas de imposición de poder.

Es así como la fe cristiana no debe estar peleada con la razón. Para estos filósofos, las discusiones intelectuales que pueda tener el cristianismo son efímeras. Así como sus argumentos no son sólidos si no respetan que otras acepciones religiosas existan. Si Dios es vinculo entre lo esencial y lo divino, al apóstol Pedro comenzaba a vislumbras las críticas al cristianismo haciendo mención en saber dar la razón de la fe, sabiendo entonces argumentar en lo que se cree.

Nietzsche: Crítica al Cristianismo

Ante este planteamiento, es necesario indicar que Nietzsche ha reseñado una de las posturas de mayor incidencia en consideración a las críticas al Cristianismo. Por lo que considera al Cristianismo como una situación que lleva el desprecio por la vida, que además es inminentemente necesaria su erradicación para que el hombre nuevo se construya. Por lo que este autor se considera ateísta verdadero, considerando que la religión no es real, no existe.

Nietzsche, busca entender dentro de su crítica al Cristianismo cómo se ha creído en esta llamada por él, ilusión, a sabiendas de su inexistencia y daños ocasionados al hombre. Ante esto, plantea que la solución se orienta a la ciencia y a la metafísica. Siendo así, estas evitarían sentir el resentimiento e incomodidad de vida que las creencias religiosas obligan que el hombre sienta, así como lo es la necesidad de inducir a una vida más allá de la muerte.

Ante esto, las críticas al Cristianismo de Nietzsche manifiesta que la moral cristiana es una moral para esclavos. En la cual, los valores del hombre son sometidos a sus puntos más débiles, es decir, a construir un hombre fomentado ante la mezquindad y el resentimiento. Es así, como indica que el cristianismo se opone ante todo aquello que guarde nobleza y singularidad, como ante aquello que sobresalga del común.

En cuanto a la crítica hacia la culpabilidad, el autor considera enfermizo que el Cristianismo imponga de manera inocente que el ser humano tiene responsabilidad del dolor, por lo que debe pagarse con dolor legal. En Consecuente, otro de los elementos ante la crítica al Cristianismo, indica que este ha viciado perversamente la conducta ante todo pensamiento que estos consideren diferente. Te recomendamos leer la venida de Cristo.

Ahora bien, para Nietzsche, la figura de Cristo Jesús no es tan criticada. Para él, la figura de Jesús es menos representada en el Cristianismo por ser un revolucionario y anarquista fuera de sus órdenes, cuya rebeldía y lucha contra la violencia serían motivo de su crucifixión. Es por ello que la figura del apóstol Pablo es vislumbrado como la antítesis de este. En correspondencia, la crítica al Cristianismo se encuentra en negar las potencialidades que sí permitirían el orden.

Por consecuente, el autor hace referencia a la metafísica cristiana, a partir de la incapacidad para aceptar las distintas dimensiones de la existencia y la sed por buscar aceptación y consuelo fuera de la tierra. La crítica hacia la filosofía de Platón, son criticadas de igual manera puesto que ante el cristianismo, expresa una vida bella y mala, el bien y el mal, la vida y la muerte dependiendo de los actos con intensión de traspasar la existencia en el mundo.

Para ya dar conclusión a las críticas al Cristianismo realizadas por Nietzsche, una de las más radicales que este autor ha servido son dirigidas al concepto de Dios. Por lo que señala que ha servido para dar razones a las creencias culturales. Por lo que el Dios del Cristianismo representa todo lo contrario a la vida, soportado en valores negativos, mientras que el mundo y su divinidad es todo lo contrario. Vivir en armonía con la naturaleza.

Las críticas al Cristianismo según Miguel De Cervantes.

Miguel De Cervantes es uno de los más grandes escritores de la historia mundial. Su reconocimiento ha sido mayormente reconocido tras las hazañas reseñadas en su obra literaria, Don Quijote de la Mancha. De esta, ser permitió realizar bulas radicales ante la posición religiosa, en este sentido, realizó por medio de su pluma una serie de críticas al Cristianismo durante la época de su apogeo (Siglo XVI), por lo que fue objeto de persecución y muchos enemigos.

A través de Don Quijote, Cervantes cuestionó de sutil manera la existencia de Dios y de su carácter. Por este medio se valió de sus habilidades para mostrar las contradicciones existentes en el seno del cristianismo, y las múltiples objeciones que se encuentran dentro de los versículos bíblicos. Es por ello que tras la parodia, desafía al imperio Cristiano exponiendo su hipocresía y las capacidades de engaño que el sacerdocio tiene para engatusar al pueblo.

Tras la lectura, se observa las críticas al Cristianismo en parodias entre los protagonistas de la historia. Como cuestionar la existencia de Dios. Un Dios que nadie ha visto pero que la iglesia exige creer en él, si no la mano arbitraria de la Iglesia seria quien decidiera su existencia. Al igual expone el paganismo y muestra una doctrina ilógica, concluyente de manera armoniosa con el carácter del Quijote, similar a Jesús cuya misión es la justicia en el mundo.

(Visited 588 times, 3 visits today)

Deja un comentario