Descubre la Antigua Oración a San José más Poderosa

La oración a San José es tan poderosa que fue entregada al emperador Carlos cuando iba a la batalla de Lepando, por ser la más eficaz, contundente y no fallar jamás. Conoce de esta poderosa oración a San José en este artículo.

ORACION A SAN JOSE

Reza con fe y pide un beneficio espiritual

San José es reconocido en los evangelios como un hombre trabajador, fuerte y aguerrido, sin embargo, su alma está llena de ternura, la cual ha sido mal interpretada ya que se ha considerado como una debilidad, cuando en realidad es una gran fortaleza.

José fue un humilde servidor de Dios que desempeñó a cabalidad su misión, fue un esposo abnegado y padre ejemplar, sin embargo, con una vida tan ejemplar San José es poco nombrado en las sagradas escrituras, incluso no existen palabras suyas en las escrituras, pero es uno de los santos más amados y venerados.

La oración al señor San José debe ser dicha con fe y mucho fervor, porque con ella garantizamos que cuando estemos en una situación de dificultad o peligro nos garantiza la vida, es tan poderosa que no sólo sirve para quien la reza, sino también por la que se reza. Recordemos que orar es una conversación sincera y personal, es por ello que cuando oramos a San José esta oración honesta en petición de un beneficio, recibiremos de él lo pedido en bienestar y vida.

Oración a San José

A continuación le dejamos la oración a san José, su oración no dejará que la muerte nos aceche, porque no nos ahogaremos, no hay veneno que nos afecte y alejará de nosotros a los enemigos, no habrá llamas que nos queme, ni batalla sin victoria.

La oración a San José es muy conocida porque jamás ha fallado: ¡Oh san José, dame tu protección que es inmensa, fuerte e inmediata ante el sitial de Dios, en ti confío y entrego todas mis necesidades y deseos.  Ayúdame, San José, intercede por mi ante Dios, para que lleguen a mí todas las bendiciones espirituales por intercesión de tu Hijo adoptivo, Nuestro Señor Jesucristo.

Oh San José, tu imagen es tan hermosa y poderosa que nunca me canso de contemplarte con Jesús lánguido en tus brazos. Es por ello que me atrevo a acercarme cuando Él descansa junto a tu corazón. Por favor abrázalo en mi nombre, besa por mí su rostro y hazte solícito en mi nombre que cuando exhale mi último aliento, ese beso me sea devuelto. ¡San José, tu fiel patrono de las almas que parten, pide por mi! Amén.

Súplica a San José

Cuando oramos por san José podemos hacer una súplica para que interceda ante Jesucristo su hijo adoptado, en una oración a San José debemos solo permitir que nuestro corazón hable y seremos escuchados.

San José, te elijo como mi protector durante lo que Dios tenga dispuesto para mí en vida y te elijo como mi protector en la muerte. Te suplico con todo mi corazón noble y honrado intercedas ante tu adorado hijo adoptivo, para curar mi alma de culpas, para que me entregue fortaleza y pueda superar y rechazar las tentaciones, que me entregue toda la disciplina y constancia que necesito para seguir dignamente su camino.

ORACION A SAN JOSE

Hincado y suplicante te pido (realice su petición) en obediencia y plena conciencia de mi fe no temo en morir, porque la muerte no es más que la vida junto al Señor, intercede por mí para poder servirle, amarle por siempre. Amén.

Oración para todos los días

Realizar una oración a San José todos los días nos hará ser consecuentes con nuestro amor, recordemos que Dios no se cansa de nuestras oraciones y hacer una oración a San José lo enaltece y oye las peticiones.

¡Glorioso San José!, abnegado esposo, padre amoroso y protector, hoy te pido a ti, a ti que nada es negado cuando pides en el cielo, que seas mi abogado a la hora de mi muerte, pide porque sea para mí la gracia infinita de ser abrazado por Nuestro padre Jesucristo en mi último suspiro. Tú que fuiste testigo de la Gloria de Dios en la Tierra, tu beneficiado por la santidad del Espíritu santo, intercede por mí. Amén.

Visita

Oración a san José para sentirnos siempre protegidos y acompañados: Oh amado san José, tú que me has hecho sentir protegido, y seguro del perdón de mis pecados, sigue siendo mi amparo,  mi protección y mi consuelo. No dejes de interceder por mi ante Dios nuestro señor, tú que eres escuchado, lleva mi oración ante el altísimo para que él escuche mis palabras y las reconozca en mis actos. Amén.

Antigua Oración a San José conocida por no fallar nunca

Consagración a San José ante las tribulaciones

¡Oíd, querido San José!, a quien más puedo acudir en estos momentos en que siento que mis fuerzas se agotan, hoy que siento que el peso de mi cruz es mayor que el que puedo llevar y deseo que mi Señor me lleve pronto, porque entiendo que el morir no es doloroso, pero sí lo es el no vivir con bien. A ti amado San José consagro mi vida y en tus manos pongo mis aflicciones y el peso de mi Cruz, para que por solicitud tuya pueda disfrutar de la vida eterna en el Paraíso. Amén.

Consagración a San José

Debemos recordar que la consagración es para todos los creyentes de nuestro Padre Jesucristo, la consagración no está solo supeditada para aquellos cristianos que se consideran maduros en el conocimiento cristiano. Al consagrarnos entonces ante San José nos alejamos de todas nuestras pretensiones y nos entregamos por completo. A continuación dejamos una oración a San José para consagrarnos ante él. Refuerza la oración a José conociendo la oración al Justo Juez.

San José amado y glorioso patriarca, aquí me encuentro ante ti de rodillas, hincado a tus pies, humillado ante tu nobleza y ternura. Hoy vengo a pedirte protección amado San José, eres como lo fuiste de Jesús mi padre protector y guía. Me encuentro a tu amparo y en esta oración a San José pongo mi alma entera, para ser aceptado como tu hijo. Cuídame de los peligros, aleja a los enemigos y asísteme en todo momento. Amén.

Si te ha gustado este artículo sugerimos visitar estos enlaces:

(Visited 18 times, 1 visits today)

Deja un comentario