¿Qué son los Ángeles Caídos?: Historia y sus nombres

Los ángeles caídos, se encuentran en el plano terrenal debido a que fueron expulsados del cielo como consecuencia de sus faltas en contra de Dios, estos hoy se dedican a perturbar los planes del hombre, haciendo que este caiga en tentaciones y se vuelva en contra de Dios. Sigue leyendo para que conozcas su historia y el nombre de los ángeles caídos y demonios mas importantes.

angeles caidos

Ángeles Caídos

Desde el principio del tiempo, se ha dado y se ha gestado la eterna lucha entre el bien y el mal, librada por grandes personajes que han sido y son parte de la eternidad, no importando la creencia religiosa y cultural que se esté tratando. Dentro de la religión cristiana están los ángeles, que fueron creados, así como el hombre, a la imagen y semejanza de Dios, los cuales son un símbolo universal de bondad, pureza y gracia divina ante la mirada del hombre. Ahora, ¿qué pasa si no todos se encuentran a la altura de tales honores?

De primera intención, queda claro que no todos los ángeles creados por Dios resultaron buenos; algunos de ellos se corrompieron y se dejaron influenciar por el poder, la lujuria, la soberbia, y también, por la capacidad que tenían para involucrarse de mala forma con el hombre, logrando así desviarlo de los designios divinos.

El hacer lo prohibido siempre es cuestionado y reprendido, y para los ángeles la regla no era la excepción, ya que, con mayor poder, el compromiso por cumplir los mandatos era más grande.

Al cometer faltas graves para con el Altísimo, no les quedaba más a estos rebeldes que ser exiliados del Cielo y ser encerrados en tierras bajas o en cavernas incluso, y recibir el castigo de que sus alas fueran cortadas para que nunca pudieran ascender.

De esta manera, Dios y los ángeles fieles llegan a conocer a muchos enemigos potenciales, a seres que trabajan con la maldad, que son capaces de seducir al hombre y hacerlo perder del camino a la Salvación, que han estado antes y después de que el gran profeta Jesucristo estuviera entre los mortales.

Son la razón por la cual la santa palabra se defiende y existe; ellos son conocidos por la Iglesia Católica como Nefilim, otro significado para decir ángeles caídos o demonios

angeles caidos

Significado de Ángeles Caídos. ¿Qué son?

Ante la reseña anterior, la primera pregunta con la cual debe comenzar la explicación sería: ¿qué son los ángeles caídos? En la fé cristiana, son aquellos seres celestiales a los que Dios desterró del Cielo por el motivo de la desobediencia que estos tenían ante sus designios.

No bastando con ser expulsados, a los ángeles caídos se les fueron arrebatadas sus alas, procurando así que nunca más pudieran subir y hacerle daño al Altísimo y a la Corte Celestial. Sin embargo, aun cuando están fuera del alcance de Dios y no contando con su gracia, se encuentran y habitan en el plano terrenal, donde se encuentran vagando hasta que llegue el día del Juicio Final y pueden atacar a aquel protegido por Dios, el hombre.

Por parte de la Iglesia Católica estos son conocidos como demonios, siendo su figura más relevante Lucifer, también conocido como Satanás, mayor representante de la maldad en la fé cristiana.

Breve historia

En La Biblia, precisamente en el Libro del Génesis, se encuentra reflejada la creación del hombre y de la mujer a la imagen y semejanza de Jehová, su vida en el Edén y su expulsión de este, luego de haber sido puestos a prueba por Dios y fallar.

Desencadenando la necesidad de siempre esforzarse para poder cosechar de la siembra, de trabajar con el sudor de su frente para obtener recompensa y de siempre recurrir a Él para todo lo que se haga. En el caso de los ángeles caídos, esto no fue diferente, ya que ellos también fueron juzgados.

No se tiene aún total seguridad de cuál fue la prueba que tuvieron que enfrentar los ángeles para poder quedarse en el Reino Celestial.

Una de las teorías indica que Dios les hizo conocer que habría un ser mucho más poderoso que ellos, que crecería entre los hombres y les enseñaría la fé, buscando que conocieran Altísimo por medio de él y que éste resucitaría entre los muertos y sería glorificado hasta el final de los tiempos, sien su nombre Jesucristo. Muchos de los ángeles juraron estar eternamente al servicio de Dios y de su hijo, sin embargo, hubo muchos que no lo querían, que no lo podían permitir.

Uno de ellos fue Luzbel, uno de los ángeles más bellos y poderosos que existía dentro de la Corte Celestial, no podía concebir la idea de que hubiese otro ser más poderoso que él, no podía quedar en segundo plano, así que confrontó a Dios lleno de orgullo y mucha soberbia no aceptando que Jesucristo fuese el elegido para dicha labor.

De acuerdo lo expuesto en el Libro de Jeremías, dentro del Antiguo Testamento, le dijo al Padre, creyendo ser más poderoso que él: «No serviré» (Jeremías, Capítulo 2, Versículo 20). Isaías, también del Antiguo Testamento, hace referencia otra frase que enunció Luzbel: «Seré igual al Altísimo» (Isaías, Capítulo 14, Versículo 14). Bajo esta acción hasta un tercio de ellos, de la Corte Celestial, lo siguió con devoción; encontrándose expresado en el Libro del Apocalipsis:

4- Y su cola arrastraba la tercera parte de las estrellas del cielo, y las arrojó sobre la tierra (…)” (Apocalipsis, Capítulo 12, Versículo 4)

Ante esto, hubo un ángel que le hizo frente a Luzbel en su intento por atacar al Altísimo, uno al cual Dios le tenía toda su confianza y amor, ya que éste también era recíproco. No fue otro sino San Miguel Arcángel, quien con su gran grito de batalla y de fidelidad “¿Quién cómo Dios?

Libró una gran batalla con ayuda de los ángeles que apoyaban al Padre Celestial, contra el ahora autoproclamado Lucifer, quien viene siendo el Enemigo, el gran adversario de Dios, logrando desterrarlos al infierno, pero al mismo tiempo acercándolos más al hombre.

La parte final de esta batalla se describe en cuatro versículos del Libro del Apocalipsis, perteneciente al Nuevo Testamento:

“7- Después hubo una gran batalla en el cielo: Miguel y sus ángeles luchaban contra el dragón; y luchaban el dragón y sus ángeles;

8- pero no prevalecieron, ni se halló lugar para ellos en el cielo.

9- Y fue lanzado fuera el gran dragón, la serpiente antigua, que se llama Diablo y Satanás, el cual engaña al mundo entero; fue arrojado a la tierra, y sus ángeles fueron arrojados con él.

10- Entonces oí una gran voz en el cielo, que decía: Ahora ha venido la salvación, el poder y el reino de nuestro Dios, y la autoridad de su Cristo; porque ha sido lanzado fuera el acusador de nuestros hermanos, el que los acusaba delante de nuestro Señor día y noche.” (Apocalipsis, Capítulo 12, Versículos 7-12)

Con respecto a los ángeles caídos, en la Segunda Epístola de San Pedro Apóstol, está expresada la postura de Dios ante aquellos que perdieron en la batalla y que no correspondieron a su amor ni a los designios divinos:

 «Dios no perdonó a los ángeles que pecaron, sino que los encerró en cavernas tenebrosas, arrojándolos al Infierno» (II Pedro, Capítulo 2, Versículo 4).

angeles caidos

¿Qué significan los nombres de los Ángeles Caídos?

Aunque el mayor adversario de Dios y de la Corte Celestial ha sido Lucifer, luego de habérsele revelado, existieron otros ángeles que pagaron el mismo precio y fueron desterrados hacia el infierno, a los cuales son poco enunciados y no se les conoce las faltas que también tuvieron para con el altísimo.

Estos tipos de ángeles caídos poseen nombres bastantes poderosos, que guardan una gran importancia y una relación entre la habilidad o el poder que les había otorgado Dios padre; en función a esto aquí se describen varios de los nombres de los ángeles caídos y alguno de sus significados.

Luzbel o Lucifer (Satanás)

Su principal nombre era Luzbel, que significa “Luz bella”. Es el ángel caído o demonio más famoso de toda la Historia y también el que aparece mayor cantidad de veces en los escritos bíblicos. Dotado por Dios con gran belleza, inteligencia y poder, con la intención de que pudiese liderar a los Lucifer fue creado por Dios como su hijo pródigo. Le dotó de gran belleza, inteligencia y perfección, con el objetivo de ser él quien organizase al resto de ángeles.

El gran poder que poseía lo llenó de soberbia y orgullo, al punto de enfrentar a Dios en protesta al nacimiento y resurrección de Jesucristo. Esto generó un enfrentamiento entre Lucifer, le tercera parte de la Corte Celestial que lo apoyaba, contra San Miguel y los arcángeles. Al ser derrotado logró desterrarlo al infierno, arrancándole las alas y castigándolo por la eternidad.

Semyazza

El significado de su nombre es, curiosamente “él ve el nombre”. Conocido como el líder de los Grigori (Vigilantes) y el más importante de los veinte líderes de los ángeles caídos, logrando que todos le juraran lealtad. Se cuenta también que él pudo convencer a los Vigilante a bajar a La Tierra para engendrar hijos con las esposas de los hombres y, a estos, maravillarlos con las cualidades que cada ángel tenía.

Kesabel

Conocido por ser el segundo al mando de Lucifer, detrás de Yekun. Es conocido por convencer a los ángeles caídos de ter y mantener las relaciones sexuales con los seres humanos, a fin de perpetuar la maldad en La Tierra.

Yekun

Pese a ser el primer seguidor de Lucifer, se le conoce también por ser el ángel caído que enseñó al hombre a comunicarse e informarse mediante el aprendizaje de la escritura y la lectura, mas también sería quien los incitaría para cometer pecados.

Azazel

El nombre de este ángel tiene un gran significado. De acuerdo a una traducción, significa “la fuerza de Dios” aunque lo que refleja el Libro de Enoc hacia el nombre de este ángel es de “mostrar fuerza hacia”, pudiendo interpretarse como “arrogante para Dios”. Es conocido por instruir a los hombres en las ciencias bélicas y en su arte, en la creación de armas y actitudes necesarias para generarlas, y a las mujeres les enseñó el arte del engañar al hombre y al prójimo; a los dos sexos les enseñó el arte de la brujería.

Gadreel o Arakiel

Conocido como el “Muro de Dios”. Perteneciente al grupo de los Grigori y seguidor del ángel caído Semyazza, se le carga parte de la responsabilidad en que los ángeles caídos mantuvieran relaciones sexuales con los humanos, además de enseñarles el arte de la geomancia (adivinación supersticiosa que se hace valiéndose de la tierra) y también de ser la mente maestra que engañó a Eva y la incitó a pecar en el Edén.

Shamsiel

Conocido como el “Sol de Dios”. Se dice que éste es gobernante del Cuarto Cielo, quien custodió el jardín del Edén al momento en que Dios expulsó a Adán y a Eva por no corresponderle, y responsable de enseñarle a los humanos cómo interpretar los signos del Sol, de acuerdo a lo encontrado en el Libro de Enoc.

Tamiel (Kasyade)

Con el significado de su nombre de “Poder oculto” se le hace responsable de educar al hombre sobre el engaño, el aborto, el practicar el mal y de los espíritus, demostrándoles que Dios no era el único ser poderoso e importante. También se le conoce como el Quinto Vigilante (Grigori) de los ángeles caídos.

Remiel O Ramiel (Rameel)

Conocido como el “trueno de Dios”. Juzgado y condenado por su excesiva lujuria, era el encargado de guiar a las almas de las personas fallecidas al Reino Celestial. También formó parte de Los Vigilantes.

Azkeel

De acuerdo a varias religiones donde lo relacionan, se le conoce como el descendiente de la pura maldad. Antes de ser considerado como un ángel caído, era el guardián de los Cielos

angeles caidos

Otros ángeles caídos de importancia

Agniel: Responsable de enseñarle al hombre el uso de las raíces y hierbas que pueden ser usadas de forma medicinal.

Akibeel: Ilustró al hombre sobre el Cábala y el significado de sus símbolos y cómo usarlos para entender el origen del universo.

Araziel: Conocido como la “Luz de Dios”. Responsable de enseñarle la hechicería a los humanos.

Daniel o Danel: Con el significado de su nombre “Dios ha juzgado. Les enseñó a los humanos, así como Shamsiel. como interpretar los símbolos del Sol. Era el Séptimo Vigilante.

Baraqiel o Baraqel: Conocido como “Relámpago de Dios”. Se encargó de educar a la humanidad sobre la amplitud de la Astronomía y su significado en los eventos que ocurrieran en el mundo. Era el Noveno Vigilante.

Asael: Con el significado de su nombre “Hecho por Dios”. Se le asocia por ser el Décimo Vigilante de los ángeles caídos.

Armaros: Con un significado de su nombre como “Maldito”. Es responsable por enseñarle a los humanos a realizar y deshacer hechizos. Se le asocia por ser el Onceavo Vigilante.

Batariel: Conocido como el “Valle de Dios”. Se le asocia por ser el Duodécimo Vigilante.

Bezaliel: Conocido como la “Sombra de Dios”. Es el Décimo Tercer Vigilante.

Ananiel: Se interpreta como la “Lluvia de Dios”. Es el Décimo Cuarto Vigilante.

Zaqiel: Conocido como la “pureza de Dios”. Es el Décimo Quinto Vigilante.

Sathariel: Se interpreta como el “Amanecer de Dios”. Representaba antes de su expulsión la misericordia del Señor ante el hombre. Es el Décimo Séptimo Vigilante.

Turiel: Conocido como la “Roca de Dios”. Es el Décimo Octavo Vigilante.

Yomiel: Se interpreta como el “Día de Dios”. Es el Décimo Noveno Vigilante.

Chazaqiel: Conocido como la “Nube de Dios”. Responsable de enseñarle a los humanos sobre el clima y la meteorología.

Kokabel: Se interpreta como la “Estrella de Dios”. Al igual que el ángel Baraqiel, enseñó a los humanos sobre Astronomía y también, el nombre de las estrellas y d las constelaciones.

Penemuel: Responsable de impartirles lecciones al ser humano acerca del uso de la mentira.

Sariel: Conocido como el “Príncipe de Dios”. Educó a los hombres acerca del movimiento de la Luna y sus posiciones con respecto a La Tierra, además del calendario Lunar.

Urakabarameel: Se le conoce como un seguidor del ángel Semyazza y un líder importante entre Los Vigilantes (Grigori).

angeles caidos

Escrituras sobre los Ángeles Caídos

No se sabe hoy en día a ciencia cierta, si existen mayores fuentes que puedan revelar el origen de los ángeles caídos y los tipos de ángeles caídos, así como de los gigantes que aparecen en las narraciones bíblicas, sin embargo, la más cercana y completa a ella la ofrece los escritos en el Libro de Enoc, precisamente en el Libro de los Vigilantes.

Esta obra proviene de una de tradición judía fue escrito por Enoc, quien fuera el bisabuelo de Noé y data de lo ocurrido desde el año 300 antes de Cristo hasta el siglo I antes de Cristo.

Se encuentra escrito principalmente en Ge´ez, que trata de una lengua etíope, con pequeños textos redactados en arameo, en latín y en griego, siendo hallado en los Rollos del Mar Muerto.

Las iglesias cristianas de algunos países y provincias africanas bastantes ortodoxas (Etiopía y Eritrea, entre ellos) reconocen el Libro de Enoc como parte de los escritos sagrados, mas religiones como el catolicismo y el judaísmo no las consideran un libro bíblico, aunque si posee un interés para los estudios teológicos e históricos y reconocen que algunos episodios en la Santa palabra puede relacionarse o complementarse con los expuestos en la obra de Emoc.

angeles caidos

Si te gusta leer e informarte sobre diversidad de temas relacionados con los ángeles, la biblia y la iglesia, te invitamos a ver los siguientes artículos de interés:

(Visited 2.278 times, 1 visits today)

Deja un comentario